Los parisinos ganaron por sexto año consecutivo el Tropheé de Champions, a Supercopa francesa, goleando por 4-0 al equipo de Leonardo Jardim. Ángel Di María marcó un doblete para abrir y cerrar el marcador. Neymar volvió a jugar con sus compañeros después de su lesión el pasado mes de marzo.

Di María superstar

Ángel Di María marcó dos de los 4 goles del PSG en la victoria en la Supercopa de Francia ante el AS Mónaco.

Ángel Di María marcó dos de los 4 goles del PSG en la victoria en la Supercopa de Francia ante el AS Mónaco.

Después de jugar en Tánger en la edición de 2017, la Supercopa de Francia se decidió a 10.000 kilómetros hacia el este, en China. Como el año pasado (2-1), parisinos y monegascos abrieron juntos la temporada oficial en el debut de la era Thomas Tuchel como entrenador del PSG.

En el horno chino, el París Saint-Germain arrancó con ganas de darle velocidad al partido, como si quisiera elevar aún más la temperatura. Incisivo, Di María ponía en aprietos a la defensa del ASM, sin encontrar el objetivo del gol (minutos 7º y 9º). El internacional belga Tielemans fue el primero en probar al campeón de liga en el minuto 1.

El PSG salió de inicio con un 3-4-3, un once híbrido imaginado por Tuchel, contando de salida con 6 jugadores del equipo filial. Uno de ellos tuvo dos ocasiones de abrir el marcador. Fue Dagba, quién probó fortuna en los minutos 21 y 25.

Tuchel da minutos a los jóvenes

El delantero de PSG Nkunku aprovechó las ausencias en la delantera para marcar uno de los goles parisinos en la Supercopa gala.

El delantero de PSG Nkunku aprovechó las ausencias en la delantera para marcar uno de los goles parisinos en la Supercopa gala.

Sería el jugador más brillante del partido, el “Fideo” Di María quién abriera el marcador con un lanzamiento de falta desde 25 metros (1-0, 33). Después del Arsenal y el Atlético en la Copa de Campeones Internacional, Nkunku (6 goles en sus últimas 9 titularidades) añadió al AS Mónaco a su lista de víctimas veraniegas, marcando el segundo gol del partido aprovechando un servicio de 5 estrellas de otro de los jóvenes, N’Soki (2-0, minuto 40).

Justo antes del descanso, Weah estuvo cerca de dejar la final sentenciada, con una jugada que pudo evitar Benaglio (minuto 43). El ASM seguía en pie, pero el PSG ya había dejado claros sus puntos fuertes, al igual que la complicidad del tándem Rabiot-Verratti.

Después del descanso, N’Soki continúa distribuyendo excelentes pases a sus compañeros. En uno de estos, esta vez sí Weah (3-0, minuto 68) dejaba todo decidido. Poco más tarde sería Nkunku el que se quedó cerca del doblete (minuto 71).

Los récords de Verratti y el PSG

Marco Verratti sumó su 6º título de la Supercopa de Francia, convirtiéndose en el primer jugador en lograrlo. El PSG por su parte gana su 8º título de esta competición en 11 participaciones, el 6º de forma consecutiva.

Marco Verratti sumó su 6º título de la Supercopa de Francia, convirtiéndose en el primer jugador en lograrlo. El PSG por su parte gana su 8º título de esta competición en 11 participaciones, el 6º de forma consecutiva.

La fiebre parisina puso a la ciudad de Shenzhen a sus pies pese a enorme calor cuando el mejor jugador de los parisinos, el brasileño Neymar Jr, entró en el campo en el minuto 76. No tendría tiempo para brillar en un encuentro ya decidido, aunque sí pudo estar en el campo para ver como terminaba el recital de Di María, en una espectacular contra que ponía el marcador definitivo en 4-0 ya en el tiempo de descuento.

Como curiosidades: Marco Verratti ganó su sexto título de la Supercopa de Francia de manera consecutiva. El de Pescara formó un tándem letal con Rabiot, demostrando estar un punto de forma por encima del resto tras no haber acudido al Mundial con Italia. El transalpino es el único jugador de la historia del fútbol galo en llegar a los 6 títulos en este Tropheé de Champions que cumplía su 23ª edición. Precisamente, el PSG iguala la marca del Olympique de Lyon, ganando su 6º título de forma consecutiva, y la octava de su historia en tan sólo 11 participaciones.

¡Buenas apuestas!