El PSG pagó un precio muy alto para llevarse un nuevo Clásico en el fútbol francés ante el Olympique de Marsella. Los parisinos vieron con su gran estrella, Neymar Jr., abandonaba el campo en camina tras dañarse su tobillo derecho, lo que deja su participación para el partido de vuelta de los octavos de final ante el Real Madrid en entredicho.

Mbappe abre un Clásico muy duro

Un gol de Kylian Mbappe a los 10 minutos abrió el marcador en la victoria del PSG ante el Olympique Marsella.

Un gol de Kylian Mbappe a los 10 minutos abrió el marcador en la victoria del PSG ante el Olympique Marsella.

“Se lo ha buscado él. Nosotros hemos jugado y él se ha dedicado a provocarnos”. Estas son los palabras del lateral zurdo del conjunto marsellés, Jordan Amavi, uno de los más duros durante los 90 minutos que duró un partido que acabó dominando con comodidad el líder de la Ligue 1.

Como no podía ser de otra manera, el Clásico del fútbol galo tuvo de todo: intensidad, entradas que rozaron la expulsión y talento, mucho talento, sobre todo en las botas del mejor jugador del partido, Kylian Mbappé. El ex delantero del AS Mónaco abrió el marcador en la primera ocasión clara que tuvo y fue una pesadilla para la defensa del conjunto de Rudi García.

Su gol en el minuto 10 hizo que los locales se tranquilizaran. Hasta ese momento, el OM había controlado las jugadas de Neymar Jr., empeñado en ser la gran estrella de su segundo clásico.

Un líder implacable

Mbappe y Cavani marcaron dos de los tres goles de la victoria parisina en el Clásico ante el OM.

Mbappe y Cavani marcaron dos de los tres goles de la victoria parisina en el Clásico ante el OM.

Si Mbappe fue la cara del partido, la cruz fue el caboverdiano Rolando, que no estuvo bien en la marca del primer gol y se metió el segundo tanto en el minuto 27. Poco después, realizó una entrada fuera de sitio que el árbitro francés Benoit Bastien pasó por alto. No fue el mejor día del colegiado internacional galo, que si hubiera aplicado a rajatabla el reglamento, pudo haber expulsado hasta a 4 jugadores.

Con 2-0 en contra, los visitantes decidieron que era el momento de endurecer el partido, viviéndose quince minutos de una tensión extraordinaria. Neymar Jr. y Dani Alves recibieron dos entradas salvajes por parte de Ocampos (Rudi García lo retiró más tarde para evitar que le expulsaran) y el zurdo Amavi.

Tras el descanso, Neymar Jr. protagonizó una de las jugadas del partido, finalizada por Edinson Cavani con el que sería el 3-0 definitivo. El charrúa se giró dentro del área y marcó uno de los goles de la temporada, tras una jugada en la que el brasileño se llevó a 4 jugadores con él, desbordó por banda izquierda y le puso un balón perfecto a su compañero (que no amigo) Cavani.

Neymar Jr. se luce antes de lesionarse

Neymar Jr. asistió a Cavani en el tercer gol parisino antes de lesionarse en su tobillo y abandonar el campo en camilla.

Neymar Jr. asistió a Cavani en el tercer gol parisino antes de lesionarse en su tobillo y abandonar el campo en camilla.

Unai Emery cambió a Mbappe, algo incomprensible viendo lo visto en el campo, y el joven parisino no se lo tomó bien. Poco después, entraría Draxler, formando cuarteto de ataque con Cavani, Neymar Jr. y Di María. Duró poco porque Neymar Jr. trató de evitar la enésima entrada a destiempo y pisó mal, apoyando su pie derecho en una extraña torsión en la que pudo romperse el tobillo. De momento se espera que todo quede en un esguince, con lo que podría llegar para el partido ante el Real Madrid el próximo 6 de marzo, en el 116º cumpleaños del 12 veces campeón de Europa.

El OM se marcha con una derrota justa del Parque de los Príncipes, pero con la sensación de que en una mejor noche de uno de sus puntales en defensa, Rolando, el partido podía haber tenido mucha más historia de la que finalmente tuvo.

¡Buenas Apuestas!